El Grupo como motor de la vida cristiana

Continuamos trabajando juntos. Ayer por la tarde volvíamos a encontrarnos para seguir compartiendo y creciendo. La dinámica era bien sencilla e importante. Nos centrábamos en la excepcionalidad del grupo, de todo grupo en cuanto tal.

Todos hemos tenido experiencia de convivir en grupo. Nacemos en una familia, que es un grupo; vivimos en una sociedad, que también es un grupo de personas… asistimos a diversos grupos: clases, trabajos, universidad, peña, equipo…

Cada grupo tiene su idiosincrasia. De hecho, el grupo identifica a cada uno de los miembros y cada miembro, es miembro al ser parte de un todo. No hay profesor sin alumnos y, tampoco, hay alumnos sin profesor.

Nuestro Grupo de Vida, que iniciamos hace unas semanas, pretende ser un grupo dinamizador de nuestra comunidad cristiana; un grupo donde podamos aportar lo mejor de nosotros mismos en beneficio de nuestra parroquia; un grupo donde los que nos vean encuentren el punto de referencia que buscan.“Uno para todos y todos para uno”. O mejor: “sed uno para que el mundo crea”.

¡Hasta la próxima!

 

Anuncios

Pequeños Adoradores

Pequeños adoradores para ser grandes testigos de Jesús. Durante estas últimas semanas hemos comenzado algo que es ya habitual en nuestra parroquia: adorar y pasar largos ratos de oración con Jesús en la Eucaristía.

Desde bien pequeños queremos comenzar con estos chicos este maravilloso taller de oración. Jesús pasa por sus vidas y quiere cautivar sus pequeños corazones. ¡Qué caras de sorpresa! ¡Qué preguntas tan bellas! ¡Qué alegría ponerse en su regazo!

El Señor quería rodearse de sus discípulos para explicarles todo. Buscaba momentos para estar a solas con ellos, hablarles e ilusionarles. Solo una catequesis que venga de la vida y retorne de nuevo a la vida será válida hoy.

Venir a la iglesia es para encontrarse con un amigo que nos espera, nos ama y, “disfrazado de pan”, nos bendice.

“Sabed que yo estoy con vosotros todos los días hasta el fin del mundo”.

El monaguillo es un buen amigo de Jesús

La Eucaristía dominical no sería la misma sin contar con la valiosa ayuda de nuestros Monaguillos. Los momentos en la sacristía antes y después de la celebración son auténticos ratos agradables de encuentro, amistad e ilusión… ahí traemos la vida de cada semana y nos preparamos para ser testigos de lo que vamos a vivir.

Los monaguillos deben sacar su ejemplo de Jesús, que no dudó en ponerse al servicio de toda la humanidad, llegando a sacrificarse a sí mismo. No solo durante las ceremonias sino en la vida cotidiana, los monaguillos deben seguir viviendo su ejemplo de amor, llevando una vida de generosidad, compromiso y precisión. Los monaguillos son los mejores amigos de Jesús.

Desde aquí les agradecemos su sonrisa y su alegría; que poquito a poco vayamos creciendo en número y en amistad.

II Jornada Mundial de los Pobres

Ayer celebrábamos la II Jornada Mundial de los Pobres, una iniciativa del Papa Francisco para la Iglesia. Estamos trabajando desde el regalo este curso: “Descubre el Regalo”, es nuestro lema.
Uno de esos regalos que cuelgan es el de “Pobres”… en él centrabamos nuestra atención en el día de ayer.
Además colocamos una muestra sencilla titulada “Los pobres, prioridad del Evangelio”, donde los fieles podrán visualizar las diferentes pobrezas del mundo actual: hambre, falta de vivienda, malnutrición, soledad…
Creemos pudo servir para lo que el Papa pretende: que escuchemos el grito del pobre, demos una respuesta y nos comprometamos en su liberación.
Los pobres nos cuestionan a todos. Escucha su grito, respóndeles y comprométete.

Han celebrado el Primer Aniversario

El colectivo de sordos festejó el pasado sábado el primer aniversario de la recuperación de la misa con intérprete de lengua de signos, que se celebra el tercer sábado de cada mes en la parroquia de San Martín de Porres. Presidieron la eucaristía de los dos sacerdotes que les acompañan habitualmente, Segisfredo Oñate y Carlos Palacios, y al finalizar el acto religioso, invitaron a un aperitivo a la comunidad parroquial para agradecerles su acogida.

Además de las de los sábados, hay otras dos eucaristías anuales que se celebran en la sede de la Asociación Fray Ponce de León, una en noviembre, en sufragio por los difuntos, y otra en julio, con motivo de la fiesta de la asociación. Además, ya están desarrollando nuevos proyectos, entre ellos la preparación del citado encuentro nacional, la recopilación de materiales litúrgicos audiovisuales y algunas charlas de reflexión y formación. El objetivo del equipo es hacer llegar la pastoral del sordo a todos los pueblos y, a largo plazo, preparar a alguna persona que pueda continuar el trabajo iniciado por Oñate, quizá algún seminarista, tal como explicaron al presentar su experiencia en el último Encuentro Diocesano de Pastoral.

La Pastoral del Sordo no es algo nuevo en nuestra diócesis. Hace ya 40 años se dieron los primeros pasos, acompañados por Segisfredo Oñate, que en aquel entonces era aún seminarista. Tras ordenarse, mientras le fue posible se desplazó cada semana a Burgos para celebrar la eucaristía, pero tras destinarlo a Belorado ya no le fue posible continuar. Los sordos comenzaron a asistir a misa en la Sagrada Familia, pero no disponían de intérprete en lengua de signos, con lo cual esta pastoral específica se fue diluyendo, hasta noviembre del pasado año, cuando se incorporó un intérprete a una de las misas ordinaria de San Martín de Porres, en las que participan los fieles habituales de la parroquia y ahora también un buen grupo de personas sordas.

Fuente: archiburgos.es

El Colegio de Saldaña visita nuestra parroquia

Durante estos primeros días de noviembre, como cada año, los alumnos de Bachillerato, 4°de ESO y 3°de ESO del Colegio Diocesano de La Visitación de Nuestra Señora – Saldaña, han venido a nuestra casa para tener unos días de convivencia. En este colegio, don Diego es el capellán.

El tema de las convivencias ha sido el lema del curso “Danos un corazón nuevo” y el lema de la parroquia “Descubre el regalo”. A través de una tutoría, juegos, dinámicas, actividades y oración… todo ello les ha ayudado a crecer personal y comunitariamente.

Han sido unas jornadas muy buenas. Con ganas de repetir y de seguir profundizando en los grupos cristianos que a partir de estas convivencias surgirán en el colegio.

Esta es vuestra casa. Sois la caña los de Saldaña.

Un nuevo Grupo de Vida para serviros

Nos hemos vuelto a juntar y a compartir lo bonito de ser creyentes. Hace unos días comenzamos un Grupo de Vida con estos jóvenes que colaboran en la parroquia como catequistas, monitores, animadores… un espacio para seguir creciendo y alimentando la llama de la fe.

El pasado lunes participaron en la Eucaristía de las 20:30h.; a continuación trabajamos durante un rato sobre el tema del conocimiento de cada uno de los participantes, recordando el propio itinerario de fe (según consta en el itinerario de los materiales de Acción Católica) y compartimos una cena pausada, dialogada y distendida.
También nos llevamos tarea para seguir trabajando durante la semana. Tenemos grandes proyectos para este curso, que os contaremos más adelante.

En resumen: recibir para poder dar. ¡Sois geniales!

Poner luz donde hay oscuridad

“Enciende una luz y déjala brillar, la luz de Jesús alumbre en todo lugar. No la puedes esconder, no la puedes callar, ante tal necesidad, alumbre una luz en la oscuridad”. Esta letra de la canción reflejan a las mil maravillas lo que representa el VOLUNTARIADO: poner luz en la oscuridad.

Ciertamente hay en la vida zonas de sombra y oscuridad. Nuestras chicas ponen luz, encienden la llama de la esperanza, y se enciende el corazón dando luz a otros. Las religiosas y las personas mayores ya nos quieren como de la familia… el sábado pasado hasta pudimos entonar el Himno a Burgos.

En nuestra oración hicimos una procesión de las antorchas como se hace en algunos santuarios. Desde el corazón le pedimos fervientemente a Dios continuar creciendo como grupo, como voluntarias, como cristianas.

“Yo también quiero imitarle”

El pasado sábado 10 de noviembre, comenzábamos un año más nuestra andadura en el Grupo Parroquial de Infancia: JUNIOR. En una tarde desapacible pudimos ver rostros resplandecientes y entusiasmados ante lo que juntos vamos a construir.
Este año tenemos el reto de imitar a los niños santos, conocerles mejor y saber por qué decidieron ser amigos de Jesús.
Veíamos, este primer día a San Tarsicio, el patrono de los monaguillos, que en el siglo III d.C. no tuvo miedo de llevar a Jesús Sacramentado a aquellos que estaban encarcelados; era muy difícil hacerlo y él se mostró valeroso para está sublime misión. En el trayecto hasta las catacumbas, cayó en manos de unos jóvenes paganos que le molieron a palos y él supo custodiar la Eucaristía como el mayor regalo, como el mejor tesoro: “no quiero que a Jesús le pase nada”, decía con fe. Una hermosa manera de entregar la vida.
¡Qué bien lo pasamos y qué ganas de repetir! El próximo, ¿cuál sera?

Señales para dejarse guiar

“Y les mandó de dos en dos a todas las ciudades y aldeas adonde pensaba ir Él”. El envío de los setenta y dos nos habla de un camino por delante que hay que seguir. Jesús les dice qué cosas no deben llevar y qué sí han de portar. En el Cenáculo de este viernes día 9 de noviembre, hemos querido profundizar precisamente en ello: en qué camino es ese, y cómo tenemos que recorrerlo.

Cuando uno conduce un vehiculo quiere llegar a los sitios el primero. Puede haber atascos, pueden surgir averías, incluso nos podemos marear… La vida de cada día no es fácil. Conducirse y seguir a Jesús es complicado, porque aunque no haya multas, a veces nos perdemos. Jesús es el horizonte de nuestra vida.

Queremos seguir sus SEÑALES, sus pautas, su ritmo. Señor, enséñanos tu camino y guíanos por la senda verdadera.