“Yo también quiero imitarle”

El pasado sábado 10 de noviembre, comenzábamos un año más nuestra andadura en el Grupo Parroquial de Infancia: JUNIOR. En una tarde desapacible pudimos ver rostros resplandecientes y entusiasmados ante lo que juntos vamos a construir.
Este año tenemos el reto de imitar a los niños santos, conocerles mejor y saber por qué decidieron ser amigos de Jesús.
Veíamos, este primer día a San Tarsicio, el patrono de los monaguillos, que en el siglo III d.C. no tuvo miedo de llevar a Jesús Sacramentado a aquellos que estaban encarcelados; era muy difícil hacerlo y él se mostró valeroso para está sublime misión. En el trayecto hasta las catacumbas, cayó en manos de unos jóvenes paganos que le molieron a palos y él supo custodiar la Eucaristía como el mayor regalo, como el mejor tesoro: “no quiero que a Jesús le pase nada”, decía con fe. Una hermosa manera de entregar la vida.
¡Qué bien lo pasamos y qué ganas de repetir! El próximo, ¿cuál sera?

Anuncios