Una estrella verde nos anuncia algo nuevo: el perdón

Jesús sabía que todos podemos equivocarnos. Cuando alguien cometía un error, Jesús le regalaba su perdón, bastaba que la persona mostrara arrepentimiento de corazón.

En el Evangelio se nos narra con frecuencia cómo Jesús perdonaba a los pecadores y los invitaba a no pecar más. Jesús invitaba a sus discípulos a perdonar hasta setenta veces siete, a amar a sus enemigos, y Él mismo nos da el ejemplo más elocuente perdonando a su verdugos en la cruz, y en ellos a nosotros.

El perdón nos da la paz que sólo viene del corazón de Dios. La paz no es ausencia de conflicto, sino perdonar, reconciliarnos de corazón. En el camino a la Primera Comunión, estos niños se prepararon también para mediante la primera confesión.Alegría desbordante para recibir de Dios su perdón.

Dice el Papa Francisco: “Dios no se cansa de perdonarnos, pero muchas veces nos cansamos de pedirle perdón”. El perdón de Dios hace nuevas todas las cosas y nos hace sentirle dentro con una gran intensidad.

Durante estos días de Cuaresma nuestros niños se preparan a través de este sacramento para sentir la sorpresa del Amor de Dios en sus vidas. Muchos de ellos recibirán próximamente la Primera Comunión. Damos gracias a Dios, por seguir tocando el corazón de sus hijos.

Anuncios