La música también une a los dispersos

La música tiene una estrecha relación con tu estado de ánimo, algo demostrado por la ciencia y que puedes comprobar empíricamente si, por ejemplo, eliges canciones con mensajes optimistas durante la cuarentena para vencer al coronavirus. La música se ha convertido en una herramienta que nos ayuda a sosegarnos, a rebajar los niveles de estrés y a mantener una actitud positiva frente al aluvión de noticias preocupantes que nos llegan.

Independientemente de los gustos musicales de cada uno, escuchar canciones es un deleite para cualquiera. Los hay quienes optan por el jazz, otros por el pop, quienes alucinan con el rock o los que sienten fluir sus sentidos al ritmo de la música clásica. La electrónica, el reggaetón, la salsa, el heavy metal, el dance, el blues, la bachata… cualquier tipo de composición es una fuente de alegría para el que elige escucharla.

A nivel científico está comprobado que oír canciones nos hace más felices.

Don Diego nos ha dedicado esta “Rapsodia” de C. Norton, en el día de la Divina Misericordia. ¡Disfrutad y sed felices!